lunes, 12 de abril de 2021

La primavera después del invierno


Llevaba mucho tiempo anestesiada, pero ahora has aparecido y siento que estoy despertando de nuevo, como la primavera después del invierno. El frío estaba arraigado en mí, estaba entumecida y creía haber olvidado lo que era el calor. Y de repente apareciste tú, que, sin saberlo, estás descongelando cada uno de mis rincones y despertando las mariposas que se encontraban en hibernación. Me estás haciendo recordar a qué huelen las flores, la sensación del sol en las pestañas y la sal en los labios, me estás haciendo sentir viva otra vez...

jueves, 17 de diciembre de 2020

No estamos solos


Casiopea nos mira desde su trono en el firmamento estrellado, majestuosa y brillante, con una sonrisa fría en ese hermoso rostro. Las estrellas cuentan que, cuando nadie la mira, llora lágrimas de impotencia por saberse olvidada en esta sociedad, pero ella, orgullosa como siempre, lo negará hasta el final de sus días. Pero Selene siempre anda cerca para hacerle compañía, aunque desaparezca de vez en cuando, la acuna cuando Morfeo le niega su abrazo, y a nosotros cuando nos sentimos solos.

jueves, 26 de noviembre de 2020

Te perdono por no volver


Hace más de un año de aquella noche. El olor a verano inundaba el ambiente. Las cervezas sabían a una libertad especial que solo nosotros podíamos entender. La música sonaba y nosotros, como dos ilusos, caímos en los brazos del otro bailando. Ahí comenzó todo. Con una sencilla canción una noche de verano.
Prometíamos ser un amor de verano y de todas las malditas estaciones. Pero fuimos un amor de verano sin amor. Nos duró un suspiro y yo aún me pregunto qué fue lo que pasó. Esas noches hablando hasta las tantas del pasado y del presente, pensado que nosotros seríamos el futuro. Esas tardes en la biblioteca en las que me era imposible estudiar porque estabas tú ahí, mirando con esos ojos castaños que me derretían el corazón. Fui tu amiga y confidente, pero no fui suficiente al parecer.
No sé en qué momento decidiste que yo no era lo que querías, pero me hubiese gustado saberlo. Me hubiese gustado hacer muchas cosas diferentes a lo largo de mi vida, pero si solo tuviese una oportunidad de cambiar algo sería a ti, bueno, a nosotros, si es que en algún momento hubo un nosotros.
Te dije una vez que podía perdonar, pero no olvidar. Y hoy, después de tanto tiempo, puedo decir que te he perdonado. Te perdono por haberme hecho creer en cuentos de hadas y finales felices, te perdono por irte sin despedirte, te perdono por no volver... pero no te olvidaré.

jueves, 8 de octubre de 2020

Daños colaterales

Soy como una bomba a punto de estallar, escucho el tic, tac, tic, tac dentro de mí. No sé cuándo la cuenta atrás llegará a cero, pero sé que cuando lo haga arrasaré con todo lo que esté cerca de mí. Te estoy avisando, ¿me estás escuchando? No quiero que seas un daño colateral, no quiero hacerte daño, no te lo mereces. La onda expansiva puede ser catastrófica, así que huye ahora que puedes y resguárdate del cataclismo que lleva mi nombre.